El diseño es un proceso. Muchos decimos que diseñamos pero empezamos por la mitad del proceso completo. Es así que ¿Estamos diseñando realmente? ¿Cómo sabemos si estamos diseñando de principio a fin?

Diseñar «como verbo» nos exige meditación y un esfuerzo cognitivo que va más allá de lo inmediato. Con esto no quiero decir que diseñar sea un proceso tedioso que lleva demasiado tiempo, NO, para eso es que creamos métodos.

¿No sabes qué es un método? La respuesta está en un diccionario.

Pon mucha atención: Te disparas a los pies si para “diseñar” empiezas a bocetar sin un propósito, si te sientas frente a la computadora con el canvas de Photoshop o Illustrator en blanco o si ni si quiera haz analizado el mensaje que hay que transmitir y a quienes ha de llegar.

No te engañes a ti mismo.

Sin un concepto definido no hay diseño.

Sin un procedimiento premeditado no hay diseño.

Sin un razonamiento lógico no hay diseño.

Tenemos cinco elementos del diseño como proceso lógico que son:

  1. De orden subjetivo y personales
  2. El entendimiento
  3. El acervo cultural
  4. El saber
  5. La memoria

Además nos apoyamos en los elementos:

  • Propios de la razón
  • La experiencia
  • Los métodos

Como personas, a los diseñadores nos es difícil desprendernos de las concepciones propias de nuestra realidad individual, es por ello que lo subjetivo forma parte de uno de esos elementos del proceso de diseñar.

Esto quiere decir que el diseño que hagamos, de algún modo contendrá aunque sea una parte de nosotros.

El entendimiento sobre el tema es otro punto importante:

¿Hasta qué profundidad comprendes el tema que estás por diseñar?

Eso depende de los otros tres elementos:

Nuestro acervo cultural y nuestra voluntad para enriquecerlo de manera continua o por requerimiento del diseño actual en el que trabajamos.

Nuestro saber, que contempla los hechos, datos o información de la que nos hemos apropiado a través de la experiencia, la educación y la comprensión de forma empírica al igual que teórica.

Y nuestra memoria o dicho de otra forma, lo que recordamos de aprendizajes pasados.

Fases del proceso de diseñar

El diseño como un proceso lógico tiene tres fases que básicamente son:


1. Prefiguración

La prefiguración tiene que ver con la imaginación, con las ideas y la reflexión.

En este punto lo que debemos hacer es conocer el problema para poder hacer una relación entre el contexto material, o sea el mundo físico, y nuestro pensamiento en la forma de ideas y conceptos.

Comúnmente lo llamamos la lluvia de ideas o brainstorming. Y es sumamente importante esta fase, pues es la base; recuerda que sin pensamiento no hay diseño.


2. Configuración

Conocemos el problema, pensamos soluciones y generamos ideas o estrategias.

La configuración es la fase en la que realizamos ensayos del pensamiento, en la que construimos estructuras y/o esquemas que representan nuestras ideas, conectamos significados o vínculos entre las ideas y los objetos.

Ahora sí, realizamos bocetos en los que plasmamos la fase previa de la prefiguración. Generamos propuestas de carácter gráfico.


3. Modelización

Un modelo es una representación real de un objeto ya sea a tamaño real o a escala. En esta fase es precisamente lo que realizamos.

Un boceto es sólo eso, no nos sirve para representar en verdadera forma o magnitud nuestras prefiguraciones. Un modelo nos debe brindar la experiencia, la información y el detalle completo de lo que imaginamos en un principio. Nos sirve para evaluar nuestras ideas y ponerlas a prueba en el mundo físico.

La modelización es la formalización del diseño. Los modelos nos sirven para formalizar un proyecto, es decir, podemos establecer presupuestos, tiempos de reproducción, calidades, etcétera, e incluso la documentación de los aspectos involucrados en nuestro diseño.

En ningún punto del proceso está que un diseñador es aquel con computadora y Photoshop en mano. Acaso ¿Hoy día cualquiera diseña?

El valor de nuestro diseño no radica en las habilidades para manipular una máquina, sino en las capacidades de nuestro pensamiento con dirección.

Algunas preguntas

Ninguna persona puede decirte que «NO piensa», así que yo te pregunto:

¿Qué es pensar?

¿Ya fuiste a investigar qué es un método? Si ya fuiste entonces:

¿Qué es un método?

Responde a ese par de preguntas con el formulario de abajo, esperemos obtener respuestas inteligentes así como interesantes.