En el municipio “Junto al Jorobado”: Tepotzotlan, en el Estado de México, tenemos sin duda a uno de los pueblos mágicos de México más representativos de un capítulo en la historia tanto de la Nueva España en la llamada época Colonial, así como en el México Moderno, o mejor dicho, el México de hoy. Allí, se encuentra el emblemático ex colegio Jesuita de San Francisco Javier, hoy día conocido como el Museo Nacional del Virreinato.

El lugar, y específicamente la iglesia ocupada por los Jesuitas es de suma relevancia por el papel que jugó históricamente, en arquitectura como una de las más importantes manifestaciones del Barroco en México de la época, además como una de las colecciones de arte más importantes del Virreinato.

Haz clic para ver una lista de museos en el df

Un museo dentro de otro museo

La iglesia o colegio alberga dentro de sí a la extensa colección de arte, y es que el propio recinto religioso es considerado un museo por sí mismo, claro ejemplo del estilo arquitectónico Barroco Estípite así conocido en la Nueva España y como Churrigueresco en “la vieja” España. Un estilo muy ostentoso y muy recargado en ornamentación (que en lo personal no es de mi agrado), y que sobre todo está enfocado en los llamados retablos que encontramos en esta iglesia. Investigando la definición de retablo:

Retablo: Es una obra de arte situada detrás de un altar, que puede estar construida en madera, mármol, alabastro o algún metal. Pueden ser escultóricos, con relieves o figuras de bulto redondo, o bien pictóricos.

Es un Barroco del Siglo XVIII, el recinto fue construido en el siglo XVII. En cada retablo se representan las imágenes de diversos Santos, a Jesucristo y la Virgen de Guadalupe. Además se pueden ver algunos murales del pintor y escultor Miguel Cabrera, que se dice fue como una máquina del Arte Virreinal.

Sor-Juana-por-Miguel-Cabrera

Sor Juana por: Miguel Cabrera

Tras la expulsión de los Jesuitas, que se encargaban de evangelizar a la gente al catolicismo, entre otras cosas, el Colegio/Iglesia quedó abandonado mucho tiempo hasta los tiempos de Don Porfirio Díaz, pero nuevamente tras el inicio de la Revolución Mexicana se vuelve a cerrar dicho Colegio.

En 1933 estando a punto de quedar en el olvido y destruirse poco a poco por el deterioro es declarado como Monumento Nacional, con lo cual es salvado este patrimonio cultural. En 1964 se inaugura por primera vez como Museo Nacional del Virreinato como “iniciativa” del entonces presidente Adolfo López Mateos, específicamente el día 19 de Septiembre de aquel año.

En las salas del museo se exhiben una extensa cantidad de pinturas de la época, sobre todo de contenido religioso (por razones obvias, propiciadas por la serie de órdenes religiosas enviadas para evangelizar a los pueblos indígenas) pintores como Cristóbal de Villalpando, Juan Correa y por supuesto Miguel Cabrera.

Videos recopilados del Museo del Virreinato

Ver Lista de Videos del Museo Nacional del Virreinato en Youtube

Finalmente...

Prácticamente de manera general se puede apreciar el estilo de vida de ese tiempo no sólo en las pinturas sino también en los objetos de uso utilitario, por supuesto religiosos, esculturas, muebles, cerámica, además de libros...

Incluso no sólo dentro del museo se siente la época del Virreinato sino en los alrededores del lugar, en las calles, en las fachadas, quizá no tanto en las artesanías que se pueden encontrar (gracias a la invasión china) pero sigue siendo una muestra de que se puede conservar en un solo lugar gran parte importante de la historia que para bien o para mal fue protagonista en el nacimiento de nuestro actual País.

la-lactacion-de-Santo-Domingo-de-Cristobal-de-Villalpando

'La lactación de Santo Domingo' por: Cristobal de Villalpando

Enlaces a otros recursos

Fotografía de portada 'Iglesia de San Francisco Javier' por Gildardo Sánchez

1 Estrella2 Estrellas3 Estrellas4 Estrellas5 Estrellas (2 opiniones, promedio: 3,50 de 5)
Cargando…